Portada · Noticias · Faq · Contacto · Colabora 26 Enero 2022 19:59
Navegación
las Ediciones
VSnail beta 1.0
Iniciar Sesión
Nombre de Usuario

Contraseña



¿Aún no eres Miembro?
Pulsa aquí para registrarte.

¿Has Olvidado tu Contraseña?
Pulsa aquí para solicitar una nueva contraseña.
Pergaminos
Sindicación
Foros Noticias
Textos Enlaces

Comunidad
Vecind(i)ario, segunda etapa | Narrativa | el cuaderno
Publica© Jose A A - Elección
fw
Super Administrador

Avatar Usuario

Mensajes: 675
Localización: Madrid, España
Registro: 25.06.08
Publicado el 08-10-2010 21:06
Han pasado tantos años.

Me queda tan poco tiempo.

Siempre que miro atrás, pedregales, tierra yerma, mar oscura y
profunda donde no llega la

luz, niebla espesa que oculta lo bello y agradable, lamentos de daño
causado por mi

torpeza.

Y cuando sigo adelante, por mi lado pasan tiros de negros caballos que
arrastran carros

cargados de sacos con simiente de hambre, enfermedad, soledad, pena,
cansancio, dolor,

con la que sembrar los campos por los que voy a caminar cada día que
viva por existir

hasta que llegue el momento de buscar un lugar en el que estar sin
molestar esperando

quedarme inmóvil, frio, acabado, quieto. Quizás en ese momento cuando
todo termine

alcance a ver lo que ahora no encuentro. Y entonces ya será demasiado
tarde.

Vuelvo a empezar después de cada final para volver a terminar donde
había empezado

intentando encontrar la puerta de este laberinto en algún lugar del
mundo al que no puedo

pasar por no tenerlo permitido. Sueño con la mano que me lleve hasta
encontrar la salida.

Sueño con la luz y sin embargo veo.

Allí donde estás tú siempre hay alguien que no soy yo.

Mundo este que te da libertad para que no te compre. Mundo este que te
da libertad para

que no estés con nadie. Mundo este que te da libertad para que estés
con quien quieres.

Afortunado mundo que te permite ser feliz. Afortunado mundo que te
convierte en lo que

eres y por lo que eres querida.

Han pasado tantos años.

Me queda tan poco tiempo y tú me dices que no sabes.

Tú esperas a él. Yo te espero a ti. Y el tiempo no espera a nadie.
Cierro los ojos en el silencio espeso de mi habitación y al no ver ni
escuchar me veo a

mí mismo, perdido, vacío, solo.

¿He hecho sonreír hoy a alguien? Quizás exista para eso, para espejo
en el que reflejar

lo bueno y bello de quienes me ven y sonríen.

azx

© Jose A A
http://www.vecindiario.es
Saltar al Foro: